sábado, 5 de julio de 2014

Miradores de las Gorgas Galantes. Valle de Estós (Huesca)

Standard

Llegamos al refugio de Estós (Huesca) muy avanzada la tarda después de realizar una ruta por el Valle de Estós. El camino de regreso lo realizamos por una pista forestal que está en muy buenas condiciones. Avanzamos por un bosque de pino negro hasta la Cabaña del Turmo, ubicada en un llano al lado del río Estós. Al cabo de pocos minutos encontramos el desvío a la impresionante cascada de las Gorgas Galantes. Su visita vale la pena, solo está a un minuto de la pista principal.


Continuamos avanzando y, al cabo de poco rato, encontramos el desvío a los miradores de las Gorgas Galantes, bellos saltos de agua encajonados en el barranco que forma el río Estós. Hay dos miradores:
- Mirador de arriba de las Gorgas Galantes.
- Mirador de abajo de las Gorgas Galantes.

Una gorga es un badina o remanso profundo en el río originado por la fuerte erosión del agua sobre la roca.

Las aguas del río Estos encuentran en su descenso, valle abajo, numerosos desniveles. Cuando se enfrentan a un salto importante, el agua se arremolina excavando una olla grande y profundas en el lecho del río en la que el agua se detiene y estanca por momentos.


Es de singular belleza el paisaje visual y sonoro que nos ofrecen las Gorgas Galantes. Durante los últimos 10.000 años la erosión más importante que ha modelado este paisaje ha correspondido al agua. Esta erosión ha dejado huella especialmente en la roca caliza muy vulnerable al agua, permitiéndonos contemplar interesantes formaciones como el estrecho de la Gorgas Galantes. El río aprovecha fracturas de la roca excavando en ellas profundas hendiduras de paredes casi verticales. Cuando el agua sale del estrecho lo hace con rotunda determinación a modo de gran lengua de despegue, que baja en vuelo aéreo, golpeándose con fuerza contra las piedras y recuperando un poco más abajo la tranquilidad en un suave meandro.


A continuación, podéis ver un vídeo de este espectacular lugar.

0 comentaris: